En México el tema de moda es la pelea entre Alejandro González Iñárritu y Guillermo Arriaga director y guionista respectivamente de Amores Perros, 21 Gramos y Babel, esta última siendo la más famosa, la meas "aclamada" y la que estuvo nominada a varios premios de la Academia.

Yo creo que hay mucho más detrás de lo que aparentemente es. Me explico: de entrada el timing me parece perfecto, la primera bomba fue lanzada por Arriaga antes de los premios Oscar donde explicó que el y premiado director ya no trabajarían más.

Pero González Iñárritu esperó hasta después de la entrega de los premios para lanzar su bomba con un timing perfecto y preciso: una carta que será publicada en la revista Chilango que saldrá a circulación en unos días. Los medios masivos también juegan el juego de dirigir la atención a otro lado, publican partes de la carta y la noticia lleva días en las páginas principales de muchos medios electrónicos.

¿González Iñárritu publicaría esta carta si hubiera ganado más de un Oscar aparte de "mejor música" (cero reconocimiento para la labor de dirección o actuación, que es lo favorito)? -- estoy casi convencido de que no, y esto me deja algo muy claro: González Iñárritu es un gran mercadólogo, pero no es muy buen director (aún). Logró que todos hablen de su pelea con Arriaga y que pocos mencionaran su "aparente fracaso" en los Oscar.

...y hago mucho énfasis en aparente porque no ganar no significa perder, pero las expectativas eran altísimas y a eso también debemos agradecerle a los medios masivos y su patrioterismo hipócrita.