Ahora que Seagate está desarrollando una tecnología que permite hacer discos de 3.5 pulgadas con capacidades de 300 Terabytes se podrían guardar unas 450 mil películas a 700MB cada una (comprimidas como DivX), entonces: Si la SGAE logra que se apruebe el canon para discos duros con un importe de 30 céntimos de euro por hora de grabación cada uno de estos discos pagaría un canon de 157,500 euros. No quiero ni hacer el cálculo por canciones, pero esto demuestra que el sistema del canon no sólo es ridículo sino que totalmente obsoleto por definición.

También demuestra el poco conocimiento y visión a futuro que tienen en la SGAE y los peligros que representa para los usuarios que el gobierno español escuche y hagan caso a estas personas.