childrens-powerbook.jpg La historia sea grande o pequeña referente a Apple no se puede dejar pasar. En Londres una mujer compró a su hija de 11 años un MacBook (wow, ya quisiéramos algunos que nuestros padres nos regalaran uno a esa edad) de segunda mano. Nada atípico, Apple vende portátiles con un 15% de descuento a los que se han usado de algún tipo ya sea de exposición o devueltos por otros compradores.

La sorpresa llegó al encender el portátil, ¿que se encontró? Todo el Desktop lleno de pornografía, lleno de JPEGs. La historia la tenemos en Consumerist donde la madre dice que su hija esta en sock, a los 11 años no se que decir, debería ser porno duro. Todo esto lo tratarán con un miembro del parlamento para que él como político tenga más repercusión que una sola persona "normal", pero tranquilos, la madre ya ha formateado y reinstalado el OS X, esperemos que con una copia de seguridad de lo que se encontró.

Dos cosas quedan claras, la madre es de armas tomar y se la tiene jurada a Apple y segunda, alguien en Apple de Londres va a ser despedido por semejante error, no es muy difícil pasar un disco de formateo pienso yo.

(¡Gracias Diego!)

(Vía Fresqui)