Lucía Etxebarría se queja amargamente y cierra su weblog (que nunca había leído, desconozco si era bueno o malo) porque "esto se ha convertido en una pesadilla" refiriéndose al ataque de trolls en los comentarios de su blog; el dramatismo aumenta: "en un año, he pasado del profundo enamoramiento a la casi depresión", suena a que su "vida" en el blog fue la experiencia más horripilante de su vida.

...Pero...yo me pregunto por qué no cerró los comentarios...

...y ya.

Actualización: Leyendo Mangas Verdes, veo que Manuel Almeida opina exactamente igual que yo.