Eduardo Punset en su blog:

Me contaron la anécdota de un amigo científico, que por entonces trabajaba para Walt Disney como investigador, que explicaba cómo en Orlando, Florida, acababan de construir un parque temático de Disney llamado Animal Kingdom, lleno de animales reales. Los primeros visitantes del parque se habían quejado de que los animales no eran suficientemente realistas, porque comparaban los animales biológicos con los robots animales de Disney World. ¡Los cocodrilos biológicos simplemente se tumbaban al sol sin moverse demasiado!

A mi me pasó algo similar; años atrás estaba viendo haciendo zapping en la televisión con algún amigo, en algún momento vimos una explosión, el inmediatamente dijo "¡bah! que malos efectos, ¿no?" resultó que estábamos viendo las noticias y eran tomas de alguna guerra en medio oriente, 100% real.

Ante ello, Punset se pregunta ¿cuál será el criterio de referencia en una cultura de simulación donde al crecer (y los que estamos un poco más grandes también) estamos mucho más expuestos a la simulación (en las animaciones, en videojuegos, en el cine, etcétera) antes de la vida real?.

...y yo me pregunto ¿qué sigue?