Si se suman las actas de cómputo que tienen inconsistencias la diferencia en el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) se redujo a sólo 257,532 votos entre un candidato y otro es decir apenas 0.64% entre un candidato y otro, aumentando el vértigo de estas elecciones aún más.

¿Recuerdan que Luis Carlos Ugalde reconoció que habían dos millones y medio de actas no contabilizadas porque supustamente tenían inconsistencias? pues ahora René Miranda, el coordinador del servicio de informática del IFE, consideró que era válido hacer la suma de las actas que no tuvieron inconsistencias con las que sí tuvieron y no se habían contabilizado porque eso fue lo acordado con los partidos políticos.

En los 2,581,226 actas con inconsistencias, Calderón obtuvo 743,795 votos y López Obrador 888,971 votos. Interesante.