Diez años atrás a la mayoría nos pareció una mala idea que el Internet Explorer esté integrado al Windows Explorer como un componente más; en esa época se hablaba de un peso y carga innecesaria, luego expertos explicaron que era una falla de seguridad muy seria y tuvieron toda la razón.

Al parecer Microsoft por fin recapacitó y el Internet Explorer 7 será un componente separado de Windows de acuerdo a Business Week. También será posible instalarlo en Windows XP, posiblemente removiendo cualquier rastro de la integración de la versión 6 del navegador en el Windows Explorer.

(Vía Slashdot)