Yo también quiero competencia, pero no como una excusa para tener más control sobre la información. Que Google la cague no justifica una iniciativa tan estúpida como Quaero.