Es que la frase nos encanta, algunos nos preguntan por qué la usamos tanto, otros se cuestionan por qué usamos el "™" (eso fue culpa de FayerWayer que nos enlazan cuando usan la frase). Un asiduo lector de ALT1040, Raul Omar, nos escribe con una extraña noticia donde un ladrón literalmente se disparó en el pie mientras robaba un bar:

En Petropolis, cerca de Río de Janeiro, Brasil, Carlos Henrique Auad, de 29 años tuvo la brillante idea de asaltar un bar. Mientras llevaba adelante su faena se resbaló y accionó el gatillo de su revólver. El tiro le dio en un pie. Se dio a la fuga con las manos vacías. Lo que no advirtió en la oscuridad de la noche fue que dejó un clarísimo rastro de sangre desde el bar hasta su domicilio.

La policía siguió la huella emanada del pie herido de Auad y lo arrestó en su propia casa a poco más de cien metros del bar. Al ingresar a la vivienda hallaron un aparato de televisión que había sido robado del mismo bar días atrás.

Así creo que entendemos mejor todos la analógia del disparo en el pie™ y por qué ustedes niños no deben de hacerlo en casa. Si necesitan de ejemplos pídanle a sus padres o un mayor de edad que lo haga por ustedes.