Ha llegado la hora de escribir menos de nosotros y empezar a hacerlo entre nosotros.