En Descifrado.com:

En las próximas horas la OEA y el Centro Carter harán un pronunciamiento en el que reconocerán el triunfo del NO, es decir: avalarán los resultados emitidos esta madrugada por el CNE.

En pocas palabras, fraude o no Chavez se queda en el poder. Más de un amigo en Venezuela me ha contado que es evidente el poco ánimo y tristeza que se siente por alla. Los exit polls marcaban una tendencia exactamente contraria a los resultados que se han dado con respecto al referendo. Ustedes dirán.

Actualización (12:20): Desde QueEstaPasando.com: "La Coordinadora Democrática invita a concentrarse en Caracas frente al Parque del Este, a partir de las 2:00PM."

Actualización #2 (12:25): También desde QueEstaPasando.com, El Mundo de Venezuela publica: Carter avala triunfo de Chávez.

Actualización #3 (12:38): Tanto la OEA como el Centro Carter por medio de una rueda de prensa ya ha avalado el resultado del referendo.

Participa en la conversación

32 Comentarios

Deja tu comentario

  1. Hace unos días, la editorial del prestigioso diario español El País decía textualmente que el presidente de Venezuela «hasta el momento no ha hecho sino hundir la economía».

    Es evidente que se trata de una exageración. El más elemental sentido común indica que, de haber ocurrido así, hubiera sido completamente imposible que Hugo Chávez lograra un éxito electoral tan extraordinario en el pasado referendum revocatorio.

    Contradice además lo que ese propio diario había venido informando días antes, cuando daba cuenta de que el gobierno bolivariano había realizado en los últimos meses importantes programas sociales.

    Se trata, pues, del tipo de comentario infundado que tan en boga ha estado y está a la hora de analizar el proceso político venezolano.

    Como cualquier otro, éste no está exento de crítica. El conflicto social es inherente a cualquier proceso de cambio, a la vida misma y, por tanto, es lógico que existan diferentes puntos de vista que se correspondan con los distintos intereses más o menos legítimos que conforman siempre cualquier cuerpo social.

    Pero si algo caracteriza al análisis que se hace de la política venezolana es la falta de rigor en la que se basa la crítica del proceso de transformación que ha impulsado el Presidente Chávez.

    Y como lo que allí está ocurriendo nos interesa a todos, a todos nos conviene poner las cosas en su sitio.

    La Venezuela que encontró Chávez

    Es habitual oir, por ejemplo, que ha sido ahora y como consecuencia de la revolución cuando en Caracas se ha desatado la violencia y la inseguridad. Sin embargo, un informe de Human Rights Watch sobre Venezuela en el año 1998 ya denunciaba que en Caracas se daba una media de treinta asesinatos cada fin de semana y que tan sólo en el primer trimestre de ese año, fueron asesinadas un total de 376 personas con armas de fuego y armas blancas, en el área metropolitana de Caracas.

    Esa era la situación de Caracas antes de la revolución bolivariana, pero ahora muchos se empeñan en decir al mundo que ha sido ésta quien ha traído violencia e inseguridad.

    En el campo económico ocurre lo mismo.

    Se trata de trasladar a la opinión pública de aquel país y a la de todo el planeta que experiencias como la venezolana sólo implican caos y hundimiento de la economía.

    Es obviamente cierto que la economía de Venezuela tiene graves problemas, que se enfrenta a dificultades extraordinarias para sacar adelante políticas de bienestar que tantas veces se le han negado a su pueblo.

    Pero, ¿realmente está hundida la economía?, ¿es cierto que ha sido el régimen de Chávez, la revolución bolivariana, quien ha traído consigo el deterioro tan imponente que denuncia la oposición y los medios de comunicación que les sirven de voceros?

    En nuestra opinión, hay varios hechos evidentes que muestran a las claras la demagogia y la falsedad en la que se basan estos alegatos.

    Para tratar de contemplar las cosas de la manera más fiel podemos recurrir a algunos datos.

    Es verdad que la inflación en Venezuela es hoy día elevadísima pero no se puede olvidar que en el periodo 1989-1998 los precios crecieron a una tasa promedio anual del 53%. Mientras que en el primer periodo del gobierno de Chávez que podemos fijar hasta el golpe y posterior huelga petrolera, la tasa media anual fue del 23%. Se pueden ver las cosas como se quieran, pero el hecho es que Chávez logró contener la desbocada inflación que se había producido en el periodo político anterior.

    También se critica la evolución de la cotización de la moneda nacional. Pero los datos en este sentido también son testarudos, como siempre. En el periodo 1983-1998 la devaluación promedio anual fue del 795%. En el periodo 1998-2003 del 40,9%.

    Otros datos, que seguramente son mucho más indicativos para la inmensa mayoría de las personas, muestran efectos también distintos a los que se quiere hacer creer.

    En el año 1995, el gasto social en relación con el PIB se situaba alrededor del 7,6%. En 2000 ya subió al 11,3%. En dólares de 1997, el gasto social per capita en 1995 fue de 287$ y en 2001 de 402$.

    El gasto público en salud, como en general todo el social, había bajado a mitad de la década en relación con el que había en 1990. Eso sí supuso un verdadero hundimiento. Pero a partir de 1999 comenzó también a subir y a superar los índices anteriores.

    El porcentaje de gasto sobre el PIB dedicado a educación prácticamente se había duplicado a finales de 2001 en relación con el que había en 1995. El presupuesto dedicado a la educación en 1999 fue 2,9% del PIB y en 2001 se elevó a 6,4%.

    Eso permitió, entre otras cosas, escolarizar a más 1,5 millones de niños y jóvenes y alfabetizar al mismo número de adultos.

    La misma cantidad de personas ha tenido acceso, por primera vez, a agua potable.

    En los diez años anteriores a la llegada de Chávez se habían construido con dinero público unas 65.000 viviendas y sólo de 1999 a 2002 se crearon 92.000.

    El incremento del gasto sanitario y social tuvo un efecto realmente impresionante en los primeros años sobre la mortalidad infantil que se redujo en casi seis puntos en relación con la que había en 1995. Sólo hasta finales de 2001 1.150.000 niños hayan sido inmunizados de manera gratuita en hospitales y centros asistenciales.

    En 1999 había 194 médicos por cada 100.000 habitantes y a finales de 2001 ya había 236.

    Ya en 2002 se había reducido el porcentaje de personas cuyo ingreso estaba por debajo del ingreso medio per capita del 70,8% en 1997 al 68,7%.

    Bajar esos niveles tan dramáticos requiere un esfuerzo ingente pero el gobierno de Chávez lo logró, si nos atenemos a la realidad de los hechos.

    Desde luego que se trataba de una reducción limitada, lenta y dificultosa. Pero compare el lector esos resultados con los que ha obtenido George W. Bush en el país más rico del mundo: en los tres años de su mandato ha aumentado continuamente el número de pobres en Estados Unidos. Sólo en 2003 hubo 1,3 millones más de pobres.

    Mientras que en Venezuela no ha dejado de aumentar, a pesar de todas las dificultades, la atención sanitaria a la población más pobre, 1,4 millones de personas se quedaron en Estados Unidos sin atención médica solamente en el año 2003. Pero la inmensa mayoría de los que critican al gobierno de Chávez no osan denunciar, sin embargo, la repugnante política social y económica del petrolero estadounidense que sí que ocasiona mucho más daño a sus propios compatriotas.

    También el gobierno de Chávez comenzó a disminuir la vergonzosa concentración de la riqueza que se había generado en Venezuela. Así, en 1997 el 30% de los hogares más ricos disfrutaban del 61,3% de la riqueza y en 2002 ese porcentaje, más bien como resultado de ayudar por abajo que de quitar por arriba, se había reducido al 60,8%.

    También se oye a menudo decir que Chávez ha destruido a la clase media venezolana. Muchos estudios, sin embargo, muestran que el deterioro de las clases medias (algo que no deja de ser un eufemismo en un país donde hay un 70% de personas bajo el umbral estadístico de la pobreza), comenzó mucho antes. Así, Patricia Máquez y Ramón Piñango afirman que entre 1975 y 1997 la clase media venezolana se redujo del 56,9% al 31,3%.

    Cuando se habla de la situación de la economía venezolana es inexcusable referirse a la situación de los ingresos petroleros pues representan la principal renta con la que ese país puede hacer frente a sus necesidades.

    Pues bien, si hay una historia de corruptelas, de externalizaciones y de saqueos que ha hundido a un país es la de la industria petrolera venezolana. Por un lado, porque los dirigentes políticos de sus viejos regímenes nunca supieron dejar de «sembrar petróleo» para lograr convertir su renta en fuente de desarrollo endógeno, sostenible, equitativo y equilibrado. Por otro, porque utilizaron el petróleo para hacer negocios privados que, en su inmensa mayor parte, nunca revirtieron como debía ser en el pueblo venezolano.

    Tal era el tipo de malas prácticas que desarrollaban los dirigentes de la industria petrolera que, ya en 2001, resultaba que PDVSA obtenía, por ejemplo, casi la mitad de ingresos que Chevron a pesar de que comercializaba casi un millón de barriles diarios más.

    La causa de eso era que, para privatizar ingresos o colocarlos fuera del país, o sencillamente para despilfarrarlos, se abultaban los costes operativos de la empresa petrolera que llegaban a ser abrumadora y sorprendentemente mucho más elevados que los de otras multinacionales, a pesar de que estas operaban en medio mundo y no sólo en un país.

    Hundir la economía de un país es provocar, por ejemplo, que el ingreso petrolero por persona cayera de 310$ en 1994 a 225$ en 1998. O que entre 1990 y 1998 la producción petrolera aumentara un 50% y, a diferencia de lo que ocurre en cualquier industria, los costes se elevaran un 175%.

    En definitiva, antes de hablar de lo que ha ocurrido con la economía venezolana en la etapa de Chávez debería ponerse sobre el tapete lo que había ocurrido antes.

    ¿Cómo puede decirse que Chávez ha hundido la economía cuando la que se encontró era un verdadero desastre desde el punto de vista del equilibrio macroeconómico y del bienestar social?

    Algunos datos adicionales terminan por perfilar este panorama.

    Al llegar Chávez al poder la economía tenía un crecimiento negativo del -7% y ya en 2001 se logró un crecimiento del 2,7%. Durante los años 90 el PIB por persona tuvo un crecimiento del 0%. Los registros actuales son y serán sin duda mucho mejores.

    Las exportaciones no petroleras para el año de 1998 fueron de 263 millones de dólares y en el año 2001 se alcanzaron los 435 millones de dólares, lo que demostraba que aumentaba la productividad del país en sectores capaces de generar desarrollo endógeno y menos dependiente.

    A finales de 2001 las reservas internacionales eran de unos 20.000 millones dólares, casi 6.000 millones más que las que había al empezar 1999.

    El 70% de los puestos de trabajo creados de 1990 a 1998 lo fueron en el sector informal. En 1980 había 1,85 millones de trabajadores en el sector informal y en 2000, 4,7 millones. Pese a ello, se acusa al gobierno de Chávez de crear puestos de trabajo sólo en este sector. ¡Como si ese fenómeno no se hubiese dado antes!

    Y en el plano social la Venezuela que se encontraba el gobierno de Chávez presentaba indicadores tan dramáticos como los siguientes:

    • Sólo el 25% de los trabajadores cotizantes a la seguridad social.

    • 20% de hogares sin ingreso fijo.

    • 20% de enfermedades crónicas sin control.

    • 50% de hogares sin recibir agua potable diariamente.

    • 89% de niños entre 4-15 años en situación de pobreza.

    • 70% del consumo alimentario importado.

    • Salarios reales que en 1998 eran el 56,8% de los de 1990.

    Y, por último, hay que hablar de algo que los furibundos críticos del régimen bolivariano no suelen mencionar: la continuada evasión de capitales que constituyó una auténtica sangría para ese país. Aunque es difícil evaluarlo con precisión, se calcula que entre 1974 y 2000 se fugaron de Venezuela entre 80.000 y 100.000 millones de dólares, algo así como el triple de la deuda exterior venezolana.

    La verdadera causa del hundimiento económico

    Quien se atenga a la verdad no puede decir, por lo tanto, que el régimen bolivariano provocó el hundimiento de la economía venezolana.

    Como acabamos de señalar, en los primeros años se produjeron mejoras innegables en los indicadores sociales. Y también en magnitudes macroeconómicas cuya buena marcha no siempre es compatible con políticas sociales y redistributivas porque están concebidas para evolucionar positivamente sólo a medida que la economía crezca cuantitativamente y no en virtud de que mejore cualitativamente.

    Sin embargo, también es evidente que en los dos últimos años se ha producido una inversión en este proceso de mejora y que muchos de los indicadores de la economía venezolana de la actualidad han empeorado respecto a los de hace dos años.

    La inflación se ha vuelto a desbocar, el bolívar sufrió una fuerte depreciación, el desempleo empeoró, se produjo el cierre de miles de empresas y sectores sociales y económicos que habían logrado al principio contribuir positivamente al desarrollo económico quebraron o sencillamente desaparecieron.

    Eso es lo que se suele argumentar para afirmar que Chávez ha hundido la economía y que, en consecuencia, el experimento bolivariano es un fracaso condenable que conviene olvidar y hacer desaparecer.

    Pero quienes realizan la crítica en estos términos lo hacen dando un espectacular e inaceptable salto en el vacío, como si de 2001 a aquí no hubiera sucedido nada extraordinario.

    No mencionan que el deterioro económico que se ha producido, la vuelta atrás en el innegable proceso de mejora económica de los primeros años, ha tenido lugar después de que Venezuela viviera la peor experiencia económica que haya podido tener un país en los últimos decenios sin estar en periodo de guerra.

    Nos referimos al golpe de estado, primero, y a la huelga petrolera y a los posteriores cierres patronales que desestabilizaron al país y que provocaron el caos y la práctica paralización de los núcleos más decisivos de la actividad productiva.

    Estos hechos produjeron una verdadera hecatombe económica.

    Lo que parece milagroso visto desde fuera es que aquel país haya sido capaz de salir suficientemente indemne de esos golpes. Lo que sorprende desde el exterior, y lo que sin duda debe hacer pensar a los enemigos del gobierno bolivariano, es que no sólo se superasen esos golpes sino que se haya salido con más fuerza social, con más legitimidad política y con mejor salud económica. Así lo pone de relieve la mejoría que se está produciendo en casi todas las macromagnitudes económicas en los últimos meses.

    Lo que estuvo a punto de hundir la economía del país fue la actuación política absolutamente inaceptable en cualquier país que disfruta de elecciones libres y libertades políticas de una minoría social muy poderosa.

    Por el contrario, lo que hizo el régimen que encabeza el Presidente Hugo Chávez fue, precisamente, evitar el hundimiento de la economía venezolana.

    ¿O es que alguien en su sano juicio puede creer de verdad que de haber triunfado el golpe o la huelga petrolera contra casi el 60% de la población se hubiera dado una situación social más proclive a la paz civil y al sosiego que requiere el mejor funcionamiento de una economía? Lógicamente, sólo quienes entiendan que sacar adelante la economía y hacerla progresar consiste en ponerla al servicio exclusivo de la minoría ya de por sí más privilegiada.

    Con lo que venimos diciendo no queremos mantener una postura que pueda llevar a pensar que la Venezuela bolivariana se encuentra en el mejor de los mundos. Todo lo contrario. Es fácil detectar los problemas, los retardos, los cuellos de botella a los que se enfrenta una economía que ha sufrido una evolución tan traumática en los últimos veinte años y que se desenvuelve todavía en medio de un clima social tan enrarecido.

    Para sacar adelante la economía de cualquier nación se precisa el concurso de todos sus recursos. Durante decenios se prefirió considerar que «el país» era sólo ese 20 o 30% afortunado que casi lo tenía todo. La economía estaba organizada para esa parte de la sociedad. Es natural que gran parte de ella se muestre ahora reticente a la exigencia de compartir algo con el otro 70% al que había mantenido olvidado, sencillamente, como si no existiera.

    A pesar de disfrutar de tantísima riqueza, de ser un país afortunado desde ese punto de vista, sus dirigentes mantuvieron a Venezuela como el tercer país más desigual del mundo. Sus clases adineradas prefirieron guardar todo para ellas. Así lo muestra el que la recaudación del impuesto sobre la renta en Venezuela representara alrededor de un 0,2% del PIB a finales de los noventa, cuando en otros países, tan pocos ejemplares fiscalmente como Brasil o México representaba el 2,6% y el 3,2% respectivamente.

    Cuando lo que se quiere es que el aparato productivo se oriente a satisfacer a todos los colectivos sociales, como pretende el Gobierno de Hugo Chávez, es necesario contar con todos los recursos y ahí aparecen las dificultades.

    ¿Cómo conseguirlo cuando ese 70% pobre ha sido siempre una especie de material social sobrante, cuando está en la exclusión y en el ostracismo?, ¿cómo incluir a quien no tiene formación, a quien no tiene redes sociales, a quien no tiene medios ni instrumentos para ser útiles ni a los demás ni a ellos mismos?

    Por eso se dice con razón que la pobreza engendra más pobreza y empobrecimiento. Y por eso es tan díficil salir de ella.

    La hipoteca del neoliberalismo

    Precisamente en este punto hay que traer a colación un argumento que tampoco suelen tener en consideración quienes atacan sin descanso al gobierno de Chávez.

    Hablan de la crisis de la economía venezolana y de la culpabilidad de Chávez como si el resto de las economías se encontraran en situación paradisíaca.

    Si fuera así, sería razonable achacar a la revolución bolivariana su incapacidad para resolver con éxito las cuestiones económicas.

    Pero, ¿cómo se han encontrado y se encuentran acaso otras economías sobre las que Hugo Chávez no ha movido ni un solo dedo?

    Hay que ser realmente muy cínico para obviar las causas auténticas de una crisis económica estructural que afecta a todo el continente latinoamericano, para no ver la viga en el ojo de las economías que ha hundido el neoliberalismo y, sin embargo, denunciar la paja en el de las políticas que apenas si buscan un poco de justicia social

    ¿Acaso Chávez es el culpable también de que, según UNICEF, «el número de personas pobres en América Latina y el Caribe haya venido creciendo de manera sustancial en las últimas dos décadas» y de que «casi el 60% de todos los niños y niñas sean pobres»?, ¿O tiene también la culpa la revolución bolivariana de que de 6 millones de desempleados en 1980 se pasara a 17 millones en 2000?, ¿es Chávez también culpable del hundimiento de la economía Argentina, de la de Ecuador, de la de Perú, … o de la crisis financiera de Méjico, o de la miseria de un país tan rico como Brasil…?. ¿Es el gobierno de Chávez el que ha puesto a trabajar a 22 millones de niños menores de 14 años en toda América Latina?, ¿o acaso es el responsable de que, según UNICEF, el 36% de los niños latinoamericanos menores de dos años estén en situación de alto riesgo alimentario?

    Hay que dejarse de simplezas. Los poderosos pueden decir lo que quieran pero la evidencia es que el riego de un hundimiento global de las economías no viene de Chávez, sino del neoliberalismo, pues neoliberales han sido las políticas que de una manera indiscutible han causado crisis, pobreza y frustración social y humana en medio de una abundancia de recursos que se apropian casi en exclusiva sólo los más ricos.

    Las políticas que viene realizando el gobierno de Hugo Chávez se encaminan básicamente a procurar una mejora elemental de la distribución de la renta y a lograr que sea la propia economía, sin hipotecas salvajes ni dependencias empobrecedoras, la que genere endógena y equilibradamente los recursos que se precisan. Algunos se sorprenden y afirman que apenas si tienen soporte ideológico y es que, en realidad, quizá responden solamente al deseo de poner en práctica un elemental sentido de la justicia y de la solidaridad humana. En otro contexto serían mucho más moderadas que el keynesianismo más moderado aunque son efectivamente radicales en un continente en donde las oligarquías lo han querido todo para ellas.

    ¿Cómo se puede decir que lo que hunde una economía son estas políticas cuando las políticas neoliberales de reducción del gasto social han hecho que en América Latina hays 218 millones de personas que carecen de protección sanitaria y 160 millones de agua potable, u 82 millones de niños que no pueden ser inmunizados?.

    Cualquier opinión es respetable y debe ser respetada. Pero las acusaciones como las que hemos comentado y que cada día realizan los medios de comunicación más poderosos para socavar la posibilidad de que la riqueza se distribuya democráticamente un poco mejor en el mundo son otra cosa. Forman parte de una interminable historia universal de la infamia. Hay que combatirlas con mucha paciencia, con mucha paz y con mucha inteligencia. Pero hay que combatirlas.

    • Juan Torres López (www.juantorreslopez.com) y Alberto Montero Soler son profesores de Economía Aplicada de la Universidad de Málaga (España)
  2. el pueblo esta triste y cuando digo pueblo incluyendo alos chavista y a los de la oposicion pues, a los chavista por que celebrar una mentira o un fracaso no tiene sentido pues ala oposicion por el robo , yo solo quiero saber como duerme Jorge Rodriguez , Carrazquero y otros . y en la misma tonica de hablando de politica quiero decirle al ministro de educacion que significado tiene para el la lopma pra el cuando se permitio que unos GN DESALOJARAN AL COLEGIO don bosco el jUDIBANA Edo FALCON

  3. Yo tambien creo que los indigenas venezolanos no opinan lo mismo de los temas económicos, Ni los conocen!, El gobierno Venezolano ha hecho una pantalla a la opinion publica sobre los indigenas, por un lado le da 3 peldaños en la Asamblea Nacional, y por el otro, los desprotege ante las matanzas por parte de los «Garimpeiros», o puede informarme usted, sr. «Hugo Boss» si el Gobierno centralista del presidente Hugo Rafael Chavez Frias a hecho algo para detener el abuso de los Garimperios en nuestra soberania nacional, robando nuestro Oro, y matando a diestra y siniestra a los Indigenas de la zona, los «Yanomami», entonces sr. «Hugo Boss» no me refute a mi sobre protección y seguridad que alla podido brindar nuestro gobernante, porque NADA a hecho en este tema, como es posible, sr. «Hugo Boss» que el Estado Brasileño expulso a estos Garimpeiros, y ni el gobierno del Dr. Rafael Caldera ni el Gobierno de este señor allan hecho algo para expulsarlos de nuestras tierras, entocnes este señor dice ser enemigo de la cuarta republica, y sigue sus mismos lineamientos? Creame que yop estoy muy lejos de pertenecer a la burguesia, vivo alquilado en un apartamento en un acptable, en el sur de Mérida, se podria decir que, me encuentro en la clase Media tirando a baja, pero que antes de la llegada de este señor, mi familia tenia para pagar unas vacaciones «decentes» en la isla de Margarita y que ahora, todo el sueldo obtenido por mi familia tenga que ser solo usado para pagar el mercado del mes, cuando tenemos unos de los Booms Petroleros mas imprecionantes de la historia, o me va a negar usted sr. que 5-7mil millones de Dolares por encima de lo estimado no es un boom, estamos hablando de un 10 a 15% mas dinero de lo que estaba estipulado que el país recibiria (y hubiesemos podido recibir mas si no se hubiesen detenido las inversiones en nuestra industria petrolera, pero me refiero a inversiones, no a la entrega de nuestras reservas gasiferas por parte del poder central…) entonces, porque somos mas pobres hoy en día? y no me refiero a mi como persona, me refiero a todo el país en general? porque ahora no podemos salir a las calles sin ser asaltadas, le aseguro que 7 de cada diez familias venezolanas han sido objeto del hampa o de cualquier tipo de inseguridad…

    En conclusión, respondame sr. «Hugo Boss» esta nuestro país mejor que en la 4ta republica, acaso esta «Revolución Bonita» como la han llamado es realmente una revolución para el pueblo? o es simplemente un Robo para llenar los bolsillos de nuestros gobernantes en mayor escala que en el pasado? donde esta el dinero del boom petrolero? porque dejeme decirle que yo no he visto nuevas autopistas, no he visto que mi escuela local alla sido arreglada… entonces? donde esta?

  4. mis panas indígenas venezolanos no opinan lo mismo de los temas económicos, claro que puede ser que el dinero que antes iba a la burguesía vaya ahora a los más necesitados, de ahí el cabreo de ese segmento de la población…

    la oposición está haciendo un ridículo espantoso a nivel mundial, si siguen perderán cualquier crédito democrático que les pueda quedar después del golpe de estado en el que se anularon todas las libertades y derechos por parte del líder de la patronal

    allá ellos, hay Chávez para rato, como mínimo las gana de nuevo dentro de 3 años

  5. Si me hablas de personas parcializadas por suepuesto que encontraras opiniones parcializadas, Creo, como Venezolano, que el paro fue terrible, pero tambien se, como venezolano, que las acciones que ha hecho este presidente sobre la economia, educación, etc. han sido mas terribles aun. Sobre la «auditoria», una auto-auditoria no tiene validez para mi, que tranquilo seria que fueras el jefe de la sucursal de una empresa y tu mismo fueras quien te auditaras, «QUE RARO!, NO ENCONTRARON NADA FUERA DE LO NORMAL?» porfavor!, una auditoria no la hace el mismo auditado, tampoco pone las condiciones…

    Si el Fraude fue pequeño o grande, no lo se, pero si se que si un gobierno tiene que recurrir a él, para mi ya no es de fiar, es un gobierno que tiene dudas de su legitimidad…

    Por ultimo, creo que lo que los observadores internacionales hicieron aqui fue una burla, actuaron por sus intereses y no por su sentido comun… (que casualidad, Carter ligitimizo el proceso referendario contra Chavez y el barril cayo 40 ctvs de Dolar?)

  6. Venezuela: la ocasión perdida

    Rubén Martínez Dalmau/Roberto Viciano El Mundo

    El 11 de abril de 2002 no levantó todas las máscaras. Cuando un sector amplio de la oposición venezolana gritó contra Carmona (una vez fue retirado del poder por el pueblo) y se rasgó las vestiduras por el golpe de Estado, muchos creyeron que, en efecto, la mayoría de los líderes opositores rechazaban la vía violenta y estaban decididamente comprometidos con el juego democrático.Si Chávez debía salir de Miraflores, había que poner en marcha los mecanismos que la Constitución preveía para ese caso.

    El presidente Chávez siempre ha afirmado que dejaría el poder cuando así lo decidieran, democráticamente, la mayoría de los venezolanos. Pero, durante los dos años siguientes, la oposición democrática venezolana buscó por vías alternativas formas de presionar, a cualquier coste, para propiciar la salida del presidente.El cierre patronal y el paro petrolero sólo tenían sentido si los líderes opositores conseguían la renuncia del presidente.Los catastróficos resultados fueron otros, y casi arruinan al país, que vio hecho trizas su ya por sí debilitado tejido industrial y estuvo varios meses sin recibir un dólar del petróleo. Algunos meses más tarde, las acciones violentas de calle, provocadas por los líderes opositores, generaron una reacción internacional en contra del Gobierno bolivariano.

    A pesar de todos los indicios de que mentían, una buena parte de la población seguía creyendo a los líderes opositores cuando insistían en la vía democrática para acabar con el Gobierno de Hugo Chávez. Les creyeron aun cuando los medios de comunicación falseaban las noticias y desplegaban una campaña de deslegitimación del Gobierno sin precedentes en ningún país democrático. Creían que decían la verdad a pesar de que los diputados opositores boicoteaban la labor legislativa en el Parlamento e impedían que la Asamblea Nacional eligiera a los miembros del Consejo Nacional Electoral (CNE, órgano responsable de organizar las elecciones), los cuales finalmente tuvieron que ser designados por el Tribunal Supremo de Justicia para poder hacer efectivo el derecho al revocatorio al que la propia oposición apelaba.El pueblo venezolano se esforzaba en creerles incluso cuando los líderes de la oposición afirmaban que nada tenían que ver con que miles de muertos firmaran en contra del presidente Chávez en el proceso de recogida de firmas, que desembocó en el referéndum del 15 de agosto, o cuando se demostró que casi un millón de las firmas presentadas eran falsas, estaban duplicadas o no habían sido consignadas por sus titulares.

    Los líderes opositores venezolanos nunca han querido que hubiera un plebiscito revocatorio contra Chávez. Pero ahora ya es de conocimiento público. Sólo este dato puede explicar cuánto tardaron en reaccionar cuando el Consejo Nacional Electoral convocó, a principios de junio, el referéndum para mes y medio después.La desubicación de los líderes opositores fue evidente, y llegaron la estampida y el pánico. La autodenominada Coordinadora Democrática, que agrupa a los partidos políticos que durante 40 años han ejecutado los malabarismos necesarios para mantener el poder en el país, barajó todas las posibilidades de escapatoria del revocatorio, aun las más desesperadas. Estaban a un paso de recoger los frutos de sus mentiras.

    A esas alturas quedaban pocas salidas más allá de la de seguir mintiendo. Los líderes opositores pusieron en marcha todos sus mecanismos para perpetrar el ultraje y la mentira. Las empresas encuestadoras, las mismas que anunciaron empate técnico entre Chávez y Salas Römer a pocos días de las elecciones de 1998 (Chávez ganó con el 57% de los votos), anunciaban que los apoyos del chavismo en el revocatorio eran de poco más del 30%. La victoria de la oposición no se cuestionó en ningún momento. Los escenarios presentados por los medios de comunicación para el día después afirmaban que la inevitable victoria de los partidarios de revocar a Chávez suponía, automáticamente, la regeneración de las instituciones democráticas, la desaparición de la corrupción y el mantenimiento de los programas de atención social que podían rescatarse del moribundo Gobierno bolivariano. Todo era mentira.

    Las encuestas internas que manejaba la Coordinadora Democrática mostraban lo que todo el mundo intuía: la diferencia entre los electores dispuestos a apoyar a Chávez y aquellos que votarían por la revocación del mandato era de más de 10 puntos de diferencia a favor de los primeros. Aun así, no había opción de dar marcha atrás. Los líderes de la oposición amenazaron con hacer públicos sus resultados, obtenidos por supuestos sondeos a pie de urna, antes de que se cerraran los colegios electorales. El CNE y los observadores internacionales les pidieron que acataran la normativa electoral que, como en todos los países democráticos, prohíbe este tipo de acciones. Aún así, los líderes opositores difundieron por vías alternativas sus resultados. A través de páginas web, insinuaciones y rumores varios, en la madrugada del 15 de agosto una buena parte de la población y, lo que es más grave, de la prensa nacional e internacional, estaba convencidos de la abrumadora victoria del sí. Pero todo era mentira.

    El CNE hizo públicos sus resultados al filo de las cuatro de la madrugada del 15 de agosto, a pocas horas de que cerraran los últimos centros de votación. La masiva presencia de electores había promovido el retraso del cierre de los colegios hasta la medianoche. Los primeros datos oficiales ofrecidos por el presidente del CNE, Francisco Carrasquero, fueron antecedidos por las declaraciones de los miembros opositores del Consejo Nacional Electoral, Zobella Mejías y Ezequiel Zamora cuando, de forma apresurada y con brillo de culpa en los ojos, mintieron a la sociedad venezolana alegando que los resultados que iba a hacer públicos el CNE no podían considerarse fiables. El rector Zamora, pocos días antes, había declarado públicamente que el sistema de votación era completamente seguro, lo que evitaba a todas luces la posibilidad de fraude.

    La oposición venezolana perdió la oportunidad histórica de dar marcha atrás en su plan desestabilizador, basado en la mentira continua, y también la de rectificar una vez conocidos los resultados oficiales que, por otra parte y como afirmó el presidente Carter, coincidían con los recuentos paralelos que habían llevado adelante no sólo los observadores internacionales, sino la propia Súmate (empresa electoral de la oposición). Por el contrario, a las pocas horas la Coordinadora Democrática declaró que desconocía los resultados, y anunciaba a todo el país que había habido fraude.Algunos líderes de la oposición, en una actitud de máxima irresponsabilidad, arengaron a los ciudadanos a salir a luchar por sus votos, en lo que podría calificarse de instigación a la rebelión civil.

    La situación sólo se apaciguó cuando los observadores -el Centro Carter, la OEA y las diferentes misiones de observación electoral internacional presentes en el país- garantizaron que el proceso electoral había sido limpio y no había ninguna posibilidad de fraude. La tensa calma del lunes 16 de agosto estuvo a punto de convertirse en la salida a la calle de miles de electores que, engañados por su dirigencia y los medios de comunicación controlados abrumadoramente por la oposición, fueron convencidos de que les habían robado las elecciones. La estrategia de la mentira, llevada adelante irresponsablemente, podría haber acabado en decenas de muertos. Esto demuestra que alcanzar una oposición legítima, democrática y pacífica es, ahora más que nunca, el reto más difícil que tiene ante sí la sociedad venezolana.

    Rubén Martínez Dalmau y Roberto Viciano son profesores de Derecho Constitucional de la Universidad de Valencia.

  7. en un periódico bastante antichavista de España:

    La autoridad electoral no halla pruebas de fraude en Venezuela CLODOVALDO HERNÁNDEZ  –  Caracas EL PAÍS  –  Internacional – 21-08-2004

    Tras revisar más de la mitad de los votos sometidos a auditoría, las autoridades electorales venezolanas no encontraron indicios de que se hubiera cometido un fraude en el referéndum revocatorio del pasado domingo, informaron fuentes del Consejo Nacional Electoral (CNE). Este organismo continuaba ayer con el cotejo de la información electrónica y sus respaldos en papel procedentes de 160 mesas de votación. El recuento parcial se lleva a cabo en ausencia de testigos de la coalición de oposición Coordinadora Democrática (CD), que se negó a participar, alegando que el estudio ordenado no servirá para detectar el mecanismo del fraude. Éste se habría realizado mediante manipulaciones electrónicas, según la CD.

    La auditoría consiste en verificar que la suma de los votos expresados en los comprobantes de papel introducidos por los electores en las urnas coincidan con el dato electrónico grabado en la memoria de las máquinas y en la sede del CNE en Caracas. «Estamos muy contentos con los resultados obtenidos hasta ahora», dijo el directivo del CNE Jorge Rodríguez, tras realizar una visita al lugar donde se efectúa la auditoría, en las cercanías de Caracas. Rodríguez aseguró que, hasta ahora, la CD no ha presentado ninguna solicitud concreta de investigación, ni tampoco alguna prueba sobre el fraude alegado.

    En el referéndum se emplearon máquinas de pantalla sensible, sobre la que el votante debía presionar sobre de las dos opciones: el no (opción para los que optaban por que el presidente Chávez permaneciera al frente del Gobierno) y el sí. La máquina emite un comprobante en papel, parecido al que entregan los cajeros electrónicos de los bancos. El elector tenía instrucciones de verificar que el dato impreso correspondiera a su elección y luego introducir el papel en una urna.

    El presidente de Smartmatic, la empresa proveedora de las máquinas, Miguel Mugica, ofreció una rueda de prensa la noche del jueves, para defender la transparencia del proceso y el honor de la firma, zarandeada por las denuncias de la oposición. Mugica aseguró que no había posibilidad de alterar la programación de las máquinas, protegidas por llaves y firmas electrónicas.

  8. tienes razon, disculpame por mis errores historicos, (tengo 16 años y cuando eso ocurrio todavia no pensaba, jeje) al punto que busco es que, los observadores internacionales, y la misma ONU ya no son de fiar, los venezolanos creimos ciegamente que ellos nos extenderian su mano «amiga», por el contrario, nos dejaron caer en un valle de mentiras, mientras el señor Carter se llenaba la boca de su experiencia por el mundo, tapaba el sol con un dedo ante las maravillas que Carrasquero y Rodriguez le vendian sobre el sistema de seguridad y sobre la imposibilidad de Fraude, pues sr. Carter, aqui si hubo inconsistencias en la votación, y lo puedo decir por experiencia en mi familia ya que 2 de los 8 votos por Si se convirtieron en votos por el no como lo explico en:

    http://espanol.groups.yahoo.com/group/qepvenezuela/message/413

    ya que los votos que salian 1-SI eran considerados votos por el «NO»

  9. Hola Eduardo, como estan las cosas alla por Mexico? Aqui una antigua vecina tuya escribiendo… Vi tu site mencionado en una de las listas y encontre este grupo de gente comentando acerca de la penosa situacion que se esta viviendo en mi pais. Si tenemos suerte se aclarara todo, en realidad da dolor ver a esas miles de personas que hicieron esas largas colas (incluyendome) darse ceunta de que su opinion valio de nada.

    «19-08-2004 06:09 am El gobernador del estado Bolívar denuncia en Televen que el 52% de las máquinas electorales de su región presentan el problema de tope electoral por la opción SI.

    19-08-2004 05:39 am A pesar que el SI en el Municipio Los Salias ganó con el 71% de votos, su alcalde, Juan Fernández, denuncia en Televen que en ese sector se han presentado también casos de tope electoral a favor del SI. Consignará sus pruebas el día de hoy ante la Coordinadora Democrática.»

    Me da mucha rabia…

  10. Perdón, Jorge, pero hay algunos problemas históricos en tu comentario. Efectivamente Fujimori ganó con fraude esas elecciones, pero debía ganar la segunda vuelta, a la que Toledo no se presentó por falta de garantías. Fujimori fue electo al no haber competidor, y varios meses después huyó a Japón. Luego vino un presidente interino electo por el Senado, y luego otras elecciones, que ganó Toledo. Fujimori no se fue porque se descubrió el fraude sino sobre todo por el estallido de graves escándalos de corrupción en su gobierno (los famosos Vladivideos). No recuerdo que dijeron los observadores internacionales aquella vez, pero si estoy seguro que el chino, como le decian en Peru, se quedó unos cuantos meses mas en el gobierno…

  11. Dejame recordarte lo sucedido en Peru, donde hubo elecciones y se enfrentaron Fujimori y Toledo (los 2 principales) y donde el Fraude fue magnanimo, y fue solo 21 dia despues cuando se descubrio y demostro el fraude, hasta los Observadores Internacionales habian declarado el triunfo de Fujimori, y te recuerdo amigo que quien esta en la presidencia actualmente es Toledo, es decir, el Fraude se encontro! y los Observadores internacionales se dieron cuenta, claro, para alguien que escribe de aporrea.com esto es dificil de ver… Te recomiendo que investigues sobre el caso de Peru y te daras cuenta, aqui en Venezuela si hubo FRAUDE!

  12. Por la experiencia española, creo que es mejor admitir de una vez la derrota, ya que la ONU y los EEUU han hecho lo propio, no ha habido fraude alguno significativo que haya podido alterar el resultado final.

    Lo demás significa sólo estar encabronado para nada.

  13. Para contribuir un poco al debate del uso de fuentes, en varios blogs están analizando los datos del CNE. AUnque todos tienen posiciones claramente tomadas en contra de Chávez -o sea, ya sabemos que están convencidos del fraude independientemente logren demostrarlo- su trabajo con las estadísticas le dan un tono mucho mas fundamentado a su trabajo. Los enlaces:

    http://www.zonageek.com/blog/archivos/2004/08/17-212038.php http://www.encaletado.com/topocho/archives/000366.html

    Otros blogs, en cambio, presentan estos informes , como http://www.venezolano.web.ve/archives/220_Megafraude_15_de_agosto._Maquinas_de_Smartmatic_viciadas.html, pero después la joden por completo al hablar en estos términos: «Lo otro es que las maquinas fueron alteradas sin el conocimiento de Smartmatic, solo piensen en la maquinaria de inteligencia con la que cuenta Chávez a través de Cuba y sus contactos de espionaje ruso». ¿El espionaje ruso???????? El reloj de estos muchachos atrasa…

  14. …Continua:

    Creo que el mundo entero no sabe que nos sentimos los venezolanos al ver que fuimos desamparados, engañados por este consejo nacional, el FRAUDE que se sucito aqui no tiene limites, pero para demostrarlo, indicare pruebas, y no opiniones como lo indicaron en otros comentarios: he aqui algunso fractmentos noticiosos:

    17-08-2004 10:43 pm En su entrevista con Televen, el analista Jorge Rendón anuncia que ha recibido denuncias desde 5 estados por casos similares al de tope de votación registrado en Bolívar. 18-08-2004 07:01 am La periodista Patricia Poleo presenta en RCTV actas originales de varios centros de votación de diferentes regiones del país en donde los votos a favor del SI tendrían un número tope. 17-08-2004 11:00 am Ante las denuncias de las papeletas encontradas en Barcelona, Julio Borges pide que los venezolanos acudan a sus sedes regionales del CNE para hacer vigilia cuidando las papeletas. Ante la ultima noticia quiero hacer un comentario, creen ustedes logico, que las papeletas que dumuestran los votos se encuentren tiradas en el medio de una importante avenida en la ciudad de Barcelona al oriente del País? es normal en un país que las papeletas que demuestran el voto de los ciudadanos se encuentre botadas en el medio de la calle, asi como si nada?, cuando la custodia y protección de la misma esta bajo el CUFAN (organismo Militar que depende del Gobierno…)

    Además, otras pruebas ha indicar son el hecho de que 2 de los 5 rectores del poder Electoral de Venezuela denunciaran que no estaban deacuerdo con los resultados puesto que a ellos no se les dejo entrar a la sala de totalización de CNE. Sobre las Encuestas Rapidas que hicieron los Observadores Internacionales y con las cuales certificaron que el «No» habia vencido son las mismas que conto el gobierno y la oposición, pero no concuerdan con las papeletas quienes tienen la ultima voluntad porque son estas las que indican el verdadero voto del Venezolano, otra prueba muy clara del Fraude es el hecho, para aquellos que «conozcan» matematica que es IMPOSIBLE que en una misma mesa compuesta de 3 maquinas de votación, las 3 maquinas arrojen el mismo numero de votantes por el Si, cierto? y que depaso, esto no sea una casualidad, sino que se repita en centenares de mesas alrededor del país. coincidencia? o Fraude?. además de diversas pruebas mas como son el hecho que, como ustedes sabran, las maquinas identifican numeros, no palabras como SI o NO, entonces para el SI estaba dispuesto el numero 2, y para el NO estaba el numero uno, y que al votar, a la gente le apareciera en sus papeletas: 1- SI , logico? casualidad? o FRAUDE?

    Poco a poco ire presentandole a ustedes, señores de todo el mundo, las incognitos y el porque de las cosas que han ocurrido, me gustaria escuchar sus comentarios…

  15. Un saludo desde VENEZUELA

    Mi nombre es Jorge, y mi edad: 16 año, para ustedes no sere mas que un niño, pero dejenme explicarles mi punto de vista, y el de muchos aqui en mi país, antes que nada, quiero recalcar, ya que he visto gente que ha dicho barbaridades aqui, soy de la clase media-baja, es decir, no paso hambre, pero mi familia tiene solo lo justo para alimentarnos, mas nada…

    Quiero hacer, en este comentario, un analisis general a todo lo que ha sido mencionada, empecemos con Los «Observadores» Internacionales, en el país habian 2 tipos de observadores, los independientes, (invitados en su mayoria por el Gobierno) y los de La OEA y el Centro Carter, (para nadie es un secreto que en estos ultimos, el país que domina es EEUU) por lo cual llamo a su reflexión, que hubiese pasado si dichos observadores hubiesen dicho «Si hubo Fraude» (el cual realmente ocurrio), en un escenrio consevador, el precio del crudo se hubiese disparado a 50$ como minimo, cierto?, y para los amigos de otras partes del mundo, les lanzo un dato, Antes de la llegada del sr. Hugo Chavez al poder, la producción petrolera estaba casi enteramente en manos de PDVSA, hoy en día, de los 3 millones de barriles diarios producidos en el país, 1.5 son producidos por Trasnacionales, entonces estamos hablando de un gobierno que por fuera grita a los 4 vientos que Bush es un imperialista, y que en secreto le entrega nuestras reservas estrategicas de petroleo y gas y que ha garantizado que en estos 2 proximos años va a dar mas conseciones a las trasnacionales Estadounidences?, saquen ustedes sus propias concluciones, le convenia a el centro carter y a la OEA decir que habia fraude? Acaso le convenia decir a Argentina (quien ahora es nuestra otra Cuba, es decir, quita petroleo y no envia nada…), le convenia a España decir que aqui hubo fraude con los precios del crudo tn altos en su país? le convenia al mundo decir que aqui hubo fraude? …. piensenlo, Los venezolanos fuimos desamparados por conveniencia de otros…

  16. Creo a mi entender y espero que me corrijan si me equivoco, la justicia no se da por la mejor repartición de los bienes, eso seria en todo caso equidad, mas no justicia.

    Creo que la justicia se da por la correcta repartición de los bienes en base al esfuerzo de los participantes y trabajadores, es decir quien mas trabaja, mas gana y quien mas invierte mas gana.

    Si buscamos justicia en un gobierno pensando en que este eliminar la pobreza mediante subsidios y bonos, lo que buscamos es que el tío rico nos adopte y nos de a comer (eso hacen los populistas), pero si buscamos justicia a través de mejores posibilidades de participación, inversión y sobre todo crecimiento ahí si estaremos en el camino de un gobierno democrático.

    si me equivoco por favor me ayudan?

  17. Me pregunto qué opinarían si eso sucediera en México, que en vez de Presidente Fox, que no hace otra cosa más que representar la clase empresarial de este país, que ganara otro presidente, uno, digamos, «populista».

    Aparecerían, antes que nada, los grandes dueños de los consorcios, la clase empresarial, y la gente que en general tiene buena posición económica, en los medios, diciendo que ese terrible presidente los está undiendo, pobrecitos, nos va a destruir México… un pañuelo por favor, bordado en oro.

    Actualmente en México se beneficia, antes que nada, la clase empresarial y el transa, después, si sobra, la clase media… y la gente pobre que es la mayoría, sigue en su extrema pobreza, los números, del supuesto avance, son minúsculos.

    Se los escribe alguien que no es populista… pero cúando llegaremos a ser justos?

  18. «… Mal que les pese a Repsol, a CNN y a la CIA el pueblo venezolano a votado por continuar este proceso por una Venezuela justa. «

    una ¿Venezuela justa?, no lo creo para resumirlo en pocas palabras donde ponen sus manos los militares como «gobierno» no puede ser justo, ni en Venezuela ni en ningún lugar del mundo, y no porque los militares no puedan, es por que les es imposible pensar más alla de sus cascos, solo por ese motivo.

    y sobre lo de «¡(F)uera (M)alditos (I)nvasores!» debo decirte que lastimozamente hay muchas personas que piensan asi, y yo me pregunto si tan «malo», «diabolico» es el el FMI entonces porque seguimos estirando la mano por sus limosnas?, no entinedo a quienes gritan que esto es malo o que aquello es peor, y al momento estan lamiendo las botas de este o del otro.

    Ojo nunca me refiero a una persona en particular, siempre hablo de gobiernos y no de gobernante ni sus pueblos.

  19. MIs amigos de Venezuela están saltando de alegría… claro que algunos son gente del movimiento indígena, ellos decían, junto con las encuestas imparciales que era imposible que perdiera Chávez.

    Hace unas semanas se publicaron los planes de contingencia de los EEUU para que la revolución bolivariana no se extendiera en países como Bolivia o Perú, ellos sabían perfectamente lo que iba a pasar. Por eso alentaron y facilitaron el golpe de estado, con el respaldo que obtuvo la constitución iba a a ser muy difícil que Chávez cayera tan pronto.

    Esto decía Ramonet, director de Le Monde Diplomatique el mismo 15: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=3329

    http://www.rebelion.org/noticia.php?id=3381

  20. Al menos solo quedará 3 años mas.

    Hay que esperar. No creo que haga más daño…

    Al menos que despues quiera quedarse en la silla.

    Lo que es el poder del petroleo. A USA le interesa el petroleo. Ya veran que ni una mentada más a USA. Ya lo verán.

    Negocio bien!!!

  21. Y Chavez ¡NO! se fué.

    Mal que les pese a Repsol, a CNN y a la CIA el pueblo venezolano a votado por continuar este proceso por una Venezuela justa.

    de una cancion de Silvio Rodriguez, Canción Urgente para Nicaragua, que bien puede ser Venezuela hoy.

    » (…)Ahora el aguila tiene su dolencia mayor Nicaragua le duele pues le duele el amor

    Y le duele que el niño
    vaya sano a la escuela
    porque de esa madera
    de justicia y cariño
    no se afila su espuela"
    

    Desde Argentina, un abrazo al pueblo venezolano que nos demuestra con su valentia que se puede salir adelante como Latinoamerica, gritando bien fuerte ¡(F)uera (M)alditos (I)nvasores!

  22. Ganó Chavez ¿y? Si la OEA lo avala, es una lástima para Bush. Si Chavez es o no el preferido del pueblo… Mejor cuestionemos del país donde estamos (que no podemos presumir de una «buena democracia») Donde los «video-escándalos» y affairs están a la orden del día.

    Corrupto o no gano Chavez. Además (siendo francos) la televisora Venevisión siempre a estado en contra de su presidente. Veamos que nos dice el tiempo. Saludos desde Oniria.

  23. Aquí en España lo he vivido un poco como Jorge en Argentina. El hecho de que Chavez haya «ganado» no quiere decir que la oposición estuviera equivocada, ni que lo esté haciendo bien o mal. Simplemente significa… que ha ganado. Si los veedores internacionales no han visto irregularidades y la oposición no es capaz de aportar pruebas concretas, yo me quedo con la versión oficial: que no han habido trampas. Eso tampoco quiere decir que no las haya habido con el 100% de seguridad pero no nos lleva a ninguna parte el dudar porque sí.

    Un saludo.

  24. Es verdad, en democracia gana la mayoría, pero en este caso hubo fraude, un fraude que será demostrado en cuento se cuenten los papelitos que imprimian las maquinas de votacion.

    Es bien facil programar esas maquinitas para que el boton que, si votas SI, se grabe en la memoria un NO y de todos modos te imprima SI en el papelito, asi la gente no reclamaria al ver su papelito.

    Lo peculiar del caso es que todas las exit polls (oficialistas y de oposicion) daban exactamente el resultado inverso, por eso pienso que lo que escribí en el parrafo anterior es factible.

    Que siga la lucha!!!

  25. Eduardo, acá en Argentina se informó de varias encuestas, y varias de ellas daban ganador a Chavez. Entiendo que te parezca mal que gane Chavez, pero me parece que ya estás demasiado parcial. Yo he intentado seguir las noticias sobre el referendo porque me parece un caso interesante, pero el partidismo no me interesa. Frente a ello, es obvio que es mucho mejor para mí leer BBC o New York Times que ver las parcializadas referencias que haces. Me interesan las referencias que analizan las dos campanas de la noticia, y no tu postura de que «si la realidad contradice mis creencias, entonces la realidad está mal». Si hubo fraude, como sostienes, entonces comienza a hacer referencias o enlaces a denuncias concretas de manipulación. Como no estoy a favor de ninguno de los lados, no quiero opiniones: quiero hechos, noticias, referencias concretas. Si la OEA avala los resultados, y los veedores independientes también, deberás reconocer que hay bastante más indicadores fiables de que la eleccion fue ganada por Chávez, más allá de que si estamos en contra o a favor. Si esto no es así, desde ya me interesa saberlo. Así que podrias aportar a ello diciendo donde leer informaciones independientes que avalen tu postura, y no datos partidistas.

  26. En un comentario anterior cometí un error, leí muy deprisa el post y pensé que Chávez se iba, pero ahora veo que no es así que lastimosamente el pueblo venezolano tendrá que seguir con este personaje a la cabeza de su gobierno, bueno pues así funciona la democracia una «mayoría» dicta el camino para todos correcta o no así es la cosa y hay que seguir.

    Lamento mucho porque eso lo único que a mi modo de ver las cosas demuestra es que Latinoamérica no avanza porque aun existe ese mal de muchos países llamado el «populismo» y mientras haya pan y circo para el pueblo este seguirá ignorante y sobretodo cada ves mas aplastado.

    Lo que demuestra el caso de Venezuela es que aun hay mucho resentimiento en nuestros pueblos y por eso las clases que se sienten mas bajas (económicamente hablando) suelen castigar a las altas, y lo único que se logra es un castigo general para el país, y sino recordemos lo que en años anteriores sucedió en Ecuador “Abdala Bucaram” y ahora mejor no digo mas porque hoy creo que estamos peor que con Abdala.

    Vamos amigos venezolanos que la lucha sigue cada día y cada día que pasa es un día menos en el poder de Chávez, aun cuando no se sabe bien cuando será, pero por menos es un día menos a la vez.

  27. No es por «darle» mucho al tema, pero nuevamente se muestra que no hay suficiente información en cuanto a esto. Los exit polls no fueron permitidos ni han sido permitidos en varios países del mundo porque son utilizados para manipular el flujo de gente.

    En este caso, tampoco hubo exit polls y los que hubo, en contra de la ley, fueron por lo mismo limitados (eso sin considerar las limitaciones impuestas por el subjetivismo de quienes los patrocinaron)