Se sabe que las conexiones Wi-Fi que están bajo el sistema de cifrado WEP son bastante simples de crackear. Para hacerlo lo único que necesitarás es descargar el sistema operativo basado en Linux llamado BackTrack, grabarlo en un disco, bootear con el sistema y ejecutar una serie de comandos en la consola. Una buena razón para cambiar tu red hogareña a WPA.

Vía: Lifehacker

Te recomendamos

Puedes intercambiar opiniones con otros lectores de Hipertextual en nuestro canal de Slack. (¿Por qué ya no hay comentarios?)